Archivo de la etiqueta: «muñecas de trapo»

Érase una vez, una muñeca de trapo…

Athina tiene dos amigas: Babbet y Clara, dos muñecas de trapo que sabemos que harán las delicias de tus niños.

Las amigas de Athina, Babbet y Clara
Las amigas de Athina, Babbet y Clara

Cada una de ellas es una dulce y sencilla muestra de cómo hay juguetes que pueden instalarse en tu memoria: ¿no conservas alguna muñeca de tela en el desván?

Las muñecas son uno de los juguetes más antiguos: su encanto reside en el hecho de que muchas de las muñecas de tela que han tenido muchas niñas a lo largo de la historia fueron cosidas por sus madres. Se extendieron en el siglo XIX, especialmente en Inglaterra y Francia, y viajaron a EEUU a finales de este siglo.

Haz una muñeca: diviértete con tus hijos

En la tienda virtual de Athina podrás encontrar a Babbet y Clara, y si quieres, podrás llevarlas de paseo con los bolsos que hemos diseñado a juego, o hacer un bonito regalo. Y si quieres pasar un rato agradable con tus pequeños, incluso puedes utilizar los retazos de tela que tengas en casa para hacer una actividad con ellos: elaborar una muñeca de trapo. Lo primero es tener un patrón: no es necesario contar con patrones muy complejos, que podrás encontrar en la red; es suficiente con dibujar el cuerpo (un patrón, por ejemplo, en forma de pera), las piernas (dos patrones que podrían tener forma de L), los brazos (dos patrones que simulen los brazos y unas manoplas) y la cabeza (un patrón en forma de círculo), por separado, en una cartulina, que tu o tus niños podrán recortar.

Estos patrones se colocan y delinean sobre las telas que usarás, por duplicado, de forma que tendrás dos cuerpos y dos cabezas y cuatros brazos y piernas.

Posteriormente, debes recortarlos y coser los extremos (por el lado contrario al motivo del estampado de la tela), dejando un orificio para rellenar cada una de las partes, con algodón o con relleno de almohadas.

Ya sabes hacer una muñeca de trapo: ¿te atreverías a hacer un hada, una sirena, o ponerle medias? ¡La imaginación es el límite!
Ya sabes hacer una muñeca de trapo: ¿te atreverías a hacer un hada, una sirena, o ponerle medias? ¡La imaginación es el límite!

Una vez cosidos los extremos, deberás dar la vuelta a cada pieza, de forma que las costuras queden por dentro. Se rellena cada parte de la muñeca y se cose, con cuidado el orificio por el que se introdujo el relleno, y posteriormente, se unen las partes con hilo y aguja. Puedes diseñar también un patrón sencillo para el vestido, o para los pantalones y la blusa, si quieres que la muñeca tenga una vestimenta original, o si quieres hacer una versión masculina.

Para el cabello, puedes usar varios hilos de lana: a más cantidad de hilo, más poblada será la cabellera de la muñeca. Únelos en la parte central, amarrándolos con  otro hilo, y pega el resultado en la cabeza. Puedes hacer variantes, recortando los hilos centrales y dejándole un original flequillo a tu muñeca, haciéndole lazos o trenzas, uniendo hilos de colores originales y distintos, etc. Finalmente, para hacer la boca y la cara, puedes darles pinturas o rotuladores para textiles a los niños, para que dibujen las facciones de la muñeca y los detalles, o puedes hacerlas con tela, dibujando los ojos y la boca, que luego se pegarán a la cara de la muñeca.

Puedes seguir las guías que muchas usuarias han compartido en internet, como la que está disponible en la Guioteca.com, o seguir las instrucciones de algunos tutoriales en YouTube.com, que muestran como elaborar estos entrañables juguetes.