Archivo de la etiqueta: labor

Puesta a “punto”: tejer vuelve a estar de moda

Por Helena Moreno

 

¡No sabéis que ilusión me hace que el punto vuelva a ser tendencia! Cuando yo decidí aprender, no encontraba ninguna escuela a la que asistir. Todo el mundo me decía: “eso es de abuelas”…

 

Pero no, está absolutamente confirmado que el punto vuelve a estar de plena actualidad: hay programas de TV, cursos y talleres… la web está llena de referencias, el estilo après ski y los jerseys ligeros pero llenos de detalles tejidos  ¡es increíble! Buscando y buscando, encontré un proyecto interesante… y estaba allí, a unos clicks de distancia.

 

Navegando por las redes y por pura casualidad llegué a Kubaloo.com… ¡y me enamoró!  Pero lo mejor estaba por llegar: conocer a su creadora y oírla hablar de lo que allí hacían fue maravilloso… ¡me entraron ganas de cambiar de casa, solo para poder asistir a sus clases!

 

En Kubaloo pordrás dar rienda suelta a tu afición por el punto.
En Kubaloo pordrás dar rienda suelta a tu afición por el punto.

Katrin, la fundadora de esta firma, es como su proyecto: alegre, interesante y muy, muy resolutiva. Kubaloo no es  una tienda de lanas (aunque podrás encontrar cualquier lana que se te ocurra), es un gran centro dedicado a la enseñanza del punto, del crochet y a la creatividad. Puedes encontrar el mejor material (puro algodón 100%), de la calidad más alta, con una amplísima gama de colores, desde los más espectaculares a los más clásicos. Lo mejor de esta web es que podrás encontrar todo lo que necesitas para dar rienda suelta a tu inspiración: agujas, hilos, cintas, encajes, revistas y patrones… Visita la web, y podrás ver todo lo que puedes hacer, y dar una vuelta por su tienda virtual. Además venden máquinas tricotosas y son el único centro de toda España que vende todos los accesorios para esas máquinas.

 

Tejer es una afición tras la que hay valores como la constancia y la paciencia. Imagen en knittingbeginners.com
Tejer es una afición tras la que hay valores como la constancia y la paciencia. Imagen en knittingbeginners.com

Y si ya tienes claro que quieres aprender a tejer, puedes inscribirte en sus clases presenciales o por videoconferencia. Las clases presenciales te atraparán, porque el ambiente y las instalaciones son estupendos: ¡no querrás marcharte nunca! Hay una gran mesa para trabajar rodeada por preciosas tazas de te y café, que invitan a la pausa y al relax, y a mirar con atención todas las opciones: puedes elegir entre punto, ganchillo, patronaje… Lo mejor es que Katrin es una experta, pero de las de verdad, porque conoce perfectamente cada especialidad y cada técnica, y es la mejor maestra para aprender a hacer arte con las agujas. Si quieres, puedes invitar a tus hijas o sobrinas a descubrir este mundo, porque en Kubaloo hay cursos especialmente diseñados para niñas, que así podrán compartir esta afición con sus madres, abuelas y tías.

 

Ver a varias mujeres y niñas tejiendo, dedicando horas y esfuerzo a cada punto y a cada trama, me hizo reflexionar acerca de la gran lección que nos enseñan las manualidades en general, y el punto en particular: tras las cosas sencillas (o que lo parecen, como una chaqueta “lisa”), hay mucho trabajo, esfuerzo, y grandes dosis de dedicación y paciencia, necesarias para tejer un punto tras otro, cada día. La constancia convierten esta actividad en una auténtica obra de arte. Te animo a que sigas con la que es quizás la “labor” más importante de tu vida: hacer de tus hijos personas responsables y cabales, convertirlos, “punto a punto” en “pequeñas obras de arte”.

 

 

Lo dicho, ¡prueba el punto y cuéntanos tu experiencia! Y mientras te animas a probar, te dejamos una última recomendación: si tienes que hacer un regalo o quieres comprar algo especial para tus hijos, prueba con los Nunú. En la tienda de Kubaloo.com podrás encontrar estos animales hechos a mano, de una combinación de tela de algodón y forro polar, perfectos para que los bebés los abracen hasta quedarse dormidos.

 

¿Te gusta el punto? ¿Sabes tejer? ¿Quién te enseñó? ¿Has sucumbido también a las agujas de tejer? Déjanos tu comentario en este blog o en nuestro muro de Facebook.